english |  français |  español Ver canales RSSCanales RSS  Inicio  |  Contacto  |  Preguntas Frecuentes  |  Buscar  |  Mapa del Sitio  |  Política sobre divulgación de información
Ayudar a los haitianos a levantar cabeza

Uno de los proyectos de 'dinero por trabajo' del PNUD implica reciclar papel y serrín para fabricar unas briquetas de combustión lenta que pueden usarse como alternativa al carbón. (Mariana Nissen/programa VNU)Uno de los proyectos de 'dinero por trabajo' del PNUD implica reciclar papel y serrín para fabricar unas briquetas de combustión lenta que pueden usarse como alternativa al carbón. (Mariana Nissen/programa VNU)La visita del Presidente de Brasil (centro) a uno de los proyectos 'dinero por trabajo' del PNUD fue organizada por la voluntaria VNU Mariana Nissen (detrás, con una camiseta verde). (Mariana Nissen/programa VNU)La visita del Presidente de Brasil (centro) a uno de los proyectos 'dinero por trabajo' del PNUD fue organizada por la voluntaria VNU Mariana Nissen (detrás, con una camiseta verde). (Mariana Nissen/programa VNU)Personas haciendo cola para participar en el programa 'dinero por trabajo'. (Mariana Nissen/programa VNU)Personas haciendo cola para participar en el programa 'dinero por trabajo'. (Mariana Nissen/programa VNU)A través del programa 'dinero por trabajo', los haitianos reciben dinero por ayudar a limpiar escombros, habilitar zonas para reasentamiento y reparar drenajes de superficie. (Mariana Nissen/programa VNU)A través del programa 'dinero por trabajo', los haitianos reciben dinero por ayudar a limpiar escombros, habilitar zonas para reasentamiento y reparar drenajes de superficie. (Mariana Nissen/programa VNU)
26 marzo 2010

Port-au-Prince, Haití: La voluntaria VNU Mariana Nissen trabaja como Oficial de Comunicación con el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) en Haití. Actualmente su trabajo consiste en dar visibilidad al programa 'dinero por trabajo', cuya finalidad es que los haitianos reciban dinero por ayudar a limpiar escombros, habilitar zonas para reasentamiento y reparar drenajes de superficie.

Esto les proporciona dinero en efectivo, lo que permite a los haitianos comprar bienes y servicios, beneficiando directamente a sus familias e impulsando a la vez la economía local. "Es importante que tengan la posibilidad de volver a trabajar, ya que lo perdieron todo en el terremoto: familiares, casas, negocios y empleos", explica Mariana.

"Mi trabajo permite que el resto del mundo sepa cómo el programa 'dinero por trabajo' está ayudando a reconstruir un futuro para los haitianos", señala Mariana. "Y para que este trabajo pueda seguir avanzando, necesitamos el apoyo continuo de los gobiernos", añade. "Con la llegada de la temporada de lluvias podemos prever otro desastre, por lo que la gente no puede olvidar lo que ha ocurrido aquí".

Originaria de Brasil, Mariana llegó a Haití como voluntaria VNU a principios de enero, pocos días antes del temblor. Desde que se produjo el terremoto, ha ayudado a obtener apoyos para el programa 'dinero por trabajo'. Uno de sus cometidos ha sido organizar la visita del Presidente de Brasil a uno de los proyectos de 'dinero por trabajo' del PNUD, así como la visita a Haití de celebridades de América del Norte para promover el programa.

Mariana opina que mucha de la información difundida por los medios tras el terremoto no era del todo correcta. "La gente se moría de hambre, y esa es la razón por la que tomaba comida de los supermercados; pero contrariamente a lo que se dijo, no hubo mucha violencia", señala. "Explicar los hechos sobre lo que ocurre en Haití es necesario, y parte de mi trabajo."

"Una semana después del terremoto realizamos una visita a Carrefour-Feuilles, uno de los barrios más pobres de Port-au-Prince, donde se derrumbaron casi la mitad de los edificios. Parecía un paisaje de guerra, con personas viviendo en campamentos improvisados con cualquier material disponible, desde sábanas, trozos de madera o plástico", recuerda Mariana.

EL PNUD ya había empezado a reclutar a gente para que participara en el primer programa de 'dinero por trabajo' tras el terremoto. "Me di cuenta de que estábamos contribuyendo a una causa importante cuando personas que esperaban en la cola expresaron su gratitud por esta rápida iniciativa", explica Mariana.

Con el programa 'dinero por trabajo', los haitianos ayudan a limpiar carreteras, facilitando la llegada de la ayuda humanitaria. Además, en Carrefour-Feuilles se reciclan el papel y el serrín recogidos de los escombros y se usan para fabricar briquetas, una especie de ladrillos de combustión lenta que pueden usarse como alternativa al carbón.

El programa ayuda a los haitianos a levantar cabeza, obteniendo ingresos al tiempo que ayudan a sus familias y a su país a recuperarse del desastre. "Tengo la oportunidad de hacer llegar este mensaje al resto del mundo, usando todos los medios de comunicación a mi alcance para difundir esta información y evitar que los haitianos sean abandonados a su suerte", concluye Mariana.
El Programa VNU está administrado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD)