Estar en el momento adecuado para la comunidad

04 junio 2015
Me llamo Hortika Joshi y soy Voluntaria ONU nacional Ingeniera Civil en Nepal. Formo parte del proyecto de demolición del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), dedicado a evaluar los daños en 250 hogares y un total de 1500 personas afectadas.
Hortika Joshi, Voluntaria ONU nacional Ingeniera Civil. (Foto: programa VNU Nepal, 2015)

Me llamo Hortika Joshi y soy Voluntaria ONU nacional Ingeniera Civil en Nepal. Formo parte del proyecto de demolición del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), dedicado a evaluar los daños en 250 hogares y un total de 1500 personas afectadas.

En el área de Irkhu, el comité de desarrollo ha valorado que otros mil edificios más necesitan ser evaluados y, probablemente, derribados en las próximas semanas, antes de la llegada de la época de lluvias.

La situación actual en Nepal es bastante complicada ya que el terremoto desencadenó deslizamientos de tierra en diversas áreas de distritos diferentes.

Además, estamos trabajando para identificar lugares seguros para reubicar a la población en refugios temporales antes de que llegue el monzón y empeoren las condiciones. Poder cumplir con los objetivos es difícil pero, como ya sabemos, no hay otra opción.

A nivel más personal, encuentro desolador ver a estas personas, sobre todo niños y gente mayor, viviendo en tiendas de campaña sin comida suficiente. Sin embargo, estoy contenta de poder estar aquí con ellos y vivir en el campamento mientras les ayudamos a recuperar sus medios de vida.

El poder compartir su dolor y ser partícipe en la construcción de un desarrollo sostenible para el país es muy reconfortante. Por eso, desde aquí, hago un llamamiento a todas y todos los nepalíes para que nos unamos y construyamos un Nepal más próspero.