La labor de los voluntarios cuenta y su trabajo debe contabilizarse

02 noviembre 2017
Rafael Diez de Medina, Director del Departamento de Estadística de la OIT
La Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible reconoce, de manera explícita, a los grupos voluntarios como partes interesadas para apoyar la implementación de base de los 17 Objetivos. Y, aun así, carecemos, en la mayoría de los casos, de estadísticas sobre los voluntarios, el trabajo que hacen y los conocimientos y el tiempo que dedican para mejorar la vida de otras personas. Mi organización, la Organización Internacional del Trabajo (OIT), en alianza con el programa VNU, quiere cambiar esta situación.
 
 
 
ILO UNV measurement
Un grupo de voluntarios en Sri Lanka ayuda a una familia a retirar los escombros que dejó el tsunami del Océano Índico en 2004. (OIT, 2004)

El Departamento de Estadística de la OIT y el programa VNU han aunado fuerzas para aumentar esfuerzos con el objetivo de mejorar la disponibilidad, la calidad y el uso de estadísticas, a nivel global, sobre el trabajo de los voluntarios. Comenzando este mes, la alianza OIT-programa VNU se centrará en la evaluación del estatus actual de las estadísticas sobre el trabajo de los voluntarios en todo el mundo; comprometerse directamente con los países para identificar buenas prácticas y retos en la recopilación y análisis de los datos; y en el desarrollo de enfoques y herramientas prácticas de investigación para apoyar los esfuerzos de los países. 


Estimaciones globales calculan que el número de voluntarios es de 970 millones en todo el mundo. Teniendo en cuenta las horas que aportan, estamos hablando del equivalente a más de 125 millones de trabajadores a jornada completa, según el estudio publicado por la John Hopkins University.


Aproximadamente uno de cada cuatro voluntarios aporta su tiempo y sus conocimientos a través de organizaciones, y el resto lo hace directamente, ayudando a vecinos y a sus comunidades. En términos de impacto económico, el valor del trabajo de los voluntarios se calcula en 1.348 billones de dólares estadounidenses, lo que equivale al 2,4% del total de la economía mundial.


Sumándose a los esfuerzos globales para garantizar que el trabajo de los voluntarios cuente y se integre en el proceso de desarrollo, hemos encabezado un número de iniciativas, incluida la publicación en  2011 de un Manual de medición del trabajo voluntario en colaboración con el Centro  John Hopkins para los Estudios de la Sociedad Civil, con el fin de facilitar a los países una guía muy necesaria para desarrollar sus estadísticas sobre este importante grupo de trabajadores. Más recientemente, en 2013, capitaneamos la adopción de los nuevos estándares internacionales que facilitan un marco para integrar el trabajo voluntario como parte de las estadísticas oficiales del trabajo.


Pero este es solo el principio, ya que para traducir estos logros en mejoras reales en la disponibilidad de datos se necesita un esfuerzo sostenido con los asociados a nivel global, regional y nacional. Nuestra alianza con el programa VNU fortalecerá las capacidades de los países para asegurar que los trabajadores voluntarios y sus aportaciones se tienen totalmente en cuenta y están integrados en los planes y políticas de desarrollo nacional.


Cuando ocurren desastres, los voluntarios, incluidos bomberos y otros trabajadores de los servicios públicos y emergencias, están entre los primeros en responder, jugando un papel vital en los esfuerzos de auxilio. En la vida cotidiana, en nuestras escuelas y nuestros vecindarios, los voluntarios ayudan a mejorar nuestras vidas y a mantener la cohesión de nuestras comunidades. En el trabajo, los voluntarios son el motor detrás del sector de las organizaciones sin ánimo de lucro, y contribuyen a la transformación del mundo del trabajo mediante su implicación en el movimiento cooperativo, el crecimiento de las empresas sociales y de las alianzas entre el sector público y el privado.


Con motivo de la celebración mundial del Día Internacional de los Voluntarios (DIV) el mes próximo, nos sumamos a esta importante ocasión asegurándonos de que las aportaciones que hacen los voluntarios a sus comunidades y al desarrollo en todo el mundo cuentan y se contabilizan.  El tema de este año, “Los voluntarios: primeros en actuar. Aquí. En Todas Partes" es particularmente cercano a nuestra visión del trabajo como una parte integral de la dignidad humana y para conseguir una paz y una seguridad duraderas.



Esta entrada de blog forma parte del proyecto SWVR 2018. Para regresar a la sección relativa al proyecto SWVR 2018, haga clic en el siguiente enlace.



Artículo traducido del inglés por la Voluntaria en línea de la ONU Esperanza Escalona Reyes.