El programa VNU Perú promueve el voluntariado por un desarrollo sostenible

29 janvier 2016
La Agenda 2030 manifiesta que, si bien su cumplimiento es responsabilidad principal de los Estados, no se alcanzará el desarrollo si no se involucran todos los actores de la sociedad a través de una “alianza global revitalizada”.

Lima, Perú: Con el objetivo de promover este aspecto de la agenda, a finales de 2015 el programa VNU Perú organizó, junto con la Red Nacional Soy Voluntari@, talleres en cinco regiones del Perú, sensibilizando sobre la Agenda 2030 a 232 representantes y formadores de 141 entidades de voluntariado.

El programa de Voluntarios de las Naciones Unidas (VNU) celebra hoy el Día Internacional de la Mujer con su apoyo a la Entidad de las Naciones Unidas para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de las Mujeres  (ONU-Mujeres) y a su lema para 2016: “Por un Planeta 50-50 en 2030: Demos el paso para la igualdad de género”. 

La igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres son principios fundamentales que sustentan la labor del programa VNU.

El voluntariado es una oportunidad para que todos puedan hacer oír su voz y para que se reconozcan sus acciones. El programa VNU promueve el voluntariado, entre las mujeres y los hombres, para que los ciudadanos participen en el cambio. En el marco del quinto Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS), un objetivo independiente relativo al género que subraya la necesidad de cambios estructurales y de actitud, el programa VNU se centra en: poner fin a la violencia contra las mujeres, ampliar las opciones y capacidades de las mujeres, y dar voz a las mujeres en los hogares y en las esferas pública y privada de adopción de decisiones. 

El programa VNU posee un sólido historial de contribuciones para poner fin a la violencia contra las mujeres mediante actividades de promoción y diálogo colectivo. Mejoramos la identificación de los problemas involucrando en el trabajo voluntario a las mujeres y los hombres. Rizwan Latif, un Voluntario de las Naciones Unidas nacional del Pakistán, ayuda a los hombres y a los niños a participar en el programa Partners for Prevention, que tiene por objeto poner fin a la violencia contra las mujeres. Los hombres, como Rizwan, están cuestionando los estereotipos arraigados en las comunidades y contribuyen a transformar las funciones asignadas a cada género, propiciando cambios socioculturales y de conducta en las comunidades. 

En el programa VNU defendemos el derecho de las mujeres a adoptar sus propias decisiones y al acceso a la educación. Josseline Cohoun, una Voluntaria de las Naciones Unidas internacional asignada a la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), coordina las actividades destinadas a hacer frente a la violencia sexual y supervisa las actividades de empoderamiento. Josseline ayuda a una comunidad de la Provincia Oriental de la República Democrática del Congo a crear sus propios mecanismos de respuesta. Con su compromiso, Josseline ha demostrado que las mujeres pueden participar más ampliamente en los procesos de adopción de decisiones, desarrollar sus aptitudes para tener mayor acceso al empleo y crear capacidades en sus comunidades. 

Las mujeres se incorporan al voluntariado para mejorar su situación en la sociedad participando activamente en sus comunidades y asumiendo funciones de liderazgo. Shahd El-Swerki, que trabaja en el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) como Voluntaria de la ONU nacional, contribuye a mejorar el acceso a la información sobre los proyectos de desarrollo comunitario en la Franja de Gaza. Por su colaboración con su comunidad, Shahd personifica el lema del programa VNU “la inspiración en acción” y ella misma afirma: “El voluntariado es el camino que he elegido para contribuir al desarrollo de mi comunidad y de mi propia autoconfianza.”

En el Día Internacional de la Mujer de 2016, el primero que se celebra desde la adopción de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, el programa VNU aplaude todas las formas de voluntariado que persigan el logro de la igualdad de género. El voluntariado, que constituye un importante catalizador del cambio, transforma verdaderamente las vidas de las mujeres y constituye una vía para promover el desarrollo sostenible para todos.


Traducción del inglés por la Voluntaria en línea de las Naciones Unidas Luisa Merchán.

Amérique latine et Caraïbes
Objectif de développement durable: